Recomendaciones: 5 películas de la colección “En la mente del asesino” de Filmin

Recomendaciones_5 películas de En la mente del asesino copy

El asesino de la ballesta, la masacre de la Escuela Politécnica de Montreal o la asesina en masa de Praga son algunos casos mediáticos que han conmocionado al mundo. Conocer las mentes detrás de esos despreciables actos no es fácil. El cine se ha atrevido a explorar tanto los motivos como los propios y terribles hechos acontecidos. En las recomendaciones de hoy: “5 películas de la colección “En la mente del asesino” de Filmin”.

Las2Vidas

“Las 2 vidas de Andrés Rabadán” (2008)

de Ventura Durall

Once años después de haber asesinado a su padre con una ballesta, Andrés Rabadán sigue confinado en un pabellón psiquiátrico penitenciario.

“Las 2 vidas de Andrés Rabadán” pretende poner algo de luz sobre la figura de su protagonista, conocido como “el loco de la ballesta”, un hombre que en 1994 se entregó a la policía después de provocar tres descarrilamientos de trenes y de haber matado a su padre con una ballesta. Un caso que causó gran revuelo y en el que la prensa sensacionalista vio un filón para conseguir grandes titulares. La película está escrita mano a mano por Ventura Durall y el propio Andrés Rabadán, quien mantuvo contacto a través de correo y teléfono con el actor que lo encarna en el film, un convincente Àlex Brendemühl que ofrece una gran actuación. El film pone el foco en los años posteriores al suceso, cuando Rabadán lleva ya recluido once años en un centro penitenciario en el que se siente oprimido y deshumanizado, pero en el que a su vez, existen profesionales que pretenden darle una nueva oportunidad para su reinserción en la sociedad. Los constantes y trágicos flashbacks y los momentos de imaginación de Rabadán crean proximidad hacia un personaje que genera grandes dilemas a su alrededor: ¿Es un psicópata? ¿Fue un brote psicótico? ¿Tiene esquizofrenia paranoide? ¿Es un peligro para la sociedad? Un caso que plantea serias dudas aún a día de hoy. La obra de Durall levantó ampollas y fue duramente criticada por su posicionamiento al humanizar la figura de una persona condenada por asesinato y por su evidente crítica al sistema penitenciario. Un año después de su estreno, Durall realizó el documental “El perdón”, en el que a través de testimonios de familiares, amigos, especialistas y el propio Rabadán se mira de dar explicación a los brutales hechos acontecidos en el pasado. Todo un ejercicio de reflexión.

Polytechinque.jpg

“Polytechnique” (2009)

de Denis Villeneuve

El 6 de diciembre de 1989 un hombre entra armado con un rifle en la universidad politécnica de Montreal con el objetivo de asesinar al mayor numero posible de mujeres.

“Polytechnique” se basa en los testimonios de los supervivientes de la conocida masacre de Montreal, cuando un hombre armado entró en la escuela politécnica dispuesto a matar a todas las mujeres que allí estudiaban. Su objetivo era vengarse de todo el mal que el feminismo había generado, castigando a mujeres que estaban estudiando para acceder a una profesión que el consideraba exclusiva del género masculino. Una de las primeras grandes obras del director canadiense Denis Villeneuve, actualmente en boca de todos gracias a propuestas aplaudidas por crítica y público como “La llegada” o “Prisioneros”. El film recrea el incidente a través de tres puntos de vista, el del propio asesino, con sus enfermizos pensamientos antes del atentado, y el de dos estudiantes, una mujer y un hombre que vivieron en sus propias carnes ese horrible día. Contextualiza brevemente a los personajes mostrando sus inquietudes, para después desencadenar un infierno en el que tendrán que desenvolverse. Propuesta que se aleja de la austeridad mostrada por otra obra referente en cuanto a temática como es “Elephant” de Gus Van Sant, pero al igual que esta, sirve para realizar un profundo y posterior análisis sobre un terrible hecho que se convierte en cíclico y de vez en cuando inunda los informativos de todo el mundo. Formato en blanco y negro, largos travellings a través de los pasillos de la facultad, diseño de sonido que paraliza con cada disparo y unas actuaciones que transpiran veracidad. La misma que ha querido ofrecer Villeneuve en este film, un homenaje a las victimas y un canto final a la vida, porqué incluso después de un terrible suceso como el narrado, aparece un atisbo de esperanza.

WeNeedToTalkAboutKevin

“Tenemos que hablar de Kevin” (2011)

de Lynne Ramsay

Eva es autora y editora de guías de viaje. Está casada con Franklin, y a sus cuarenta años, decide tener un hijo. Así nace Kevin, con el que surgirán dificultades desde su más temprana edad.

“Tenemos que hablar de Kevin” adapta la controvertida novela del mismo nombre de 2003 en un largo proceso de desarrollo y financiación que se inició en 2005 y que se culminó con su estreno en 2011. Lynne Ramsay es la directora y guionista encargada de la adaptación, conocida especialmente por esta obra y por la posterior “En realidad, nunca estuviste aquí”, con un inmenso Joaquin Phoenix al frente. Ramsay tiene fijación por las historias que le suceden a la gente joven y sus temáticas giran entorno al dolor y la culpa. El formalismo visual y sonoro se acentúan en sus historias, alejándose de la narración explícita de los sucesos. Aquí propone un juego de flashbacks constantes para entender el presente a través de los hechos trágicos del pasado. Tilda Swinton es la absoluta protagonista de la película, interpretando a la frustrada madre de Kevin, una mujer en constante lucha con sus emociones frente al desprecio y odio que le muestra su hijo, un odiable y repulsivo Ezra Miller. Y es que la película gira la premisa del amor innato entre una madre y su hijo para mostrar una relación de odio y tolerancia obligada entre ambos. Los problemas de comunicación de una familia, la falta de límites en la educación de Kevin, la predisposición al mal de éste, el paso dudoso a una maternidad que frenará su carrera… Un constante envío de preguntas incómodas que la película no tiene miedo a abordar a través de una narración que poco a poco y sorpresa tras sorpresa va tomando forma hasta alcanzar un desenlace brutal aunque un tanto predecible. ¿Puede el amor incondicional de una madre soportar que su hijo haya cometido el peor de los actos?

Playground

“Playground” (2016)

de Bartosz M. Kowalski

Gabrysia de 12 años quiere declararse a un compañero de clase que le gusta mucho. Hoy será su última oportunidad, ya que será el último día de clase que compartirán. Lo que no conoce Gabrysia es la naturaleza perturbadora y violenta de éste.

“Playground” es la ópera prima de Bartosz M. Kowalski, quien dirige en solitario y escribe junto a Stanislaw Warwas el guion de la película. Una historia inspirada en un brutal suceso cometido por dos menores de edad en el Liverpool de los años 90. Recomiendo no investigar el caso hasta el posterior visionado del film para recibir un mayor impacto de lo explicado en la narración. Avanzo que consigue generar el mismo mal cuerpo y sensación de impotencia que el que consiguió Gaspar Noé con “Irreversible”. La película narra el último día de colegio de tres preadolescentes de una pequeña ciudad de Polonia. Gabryisia se quiere declarar al chico más guapo de clase, por lo que organiza una cita a la que el chico no se presenta solo, acudiendo con su mejor amigo. Hasta llegar al encuentro, el film se toma su tiempo para mostrar la mañana de los tres jóvenes, mediante una cámara fría y distante que se encarga de narrar las rutinas, sin profundizar en sus pensamientos pero a su vez ofreciendo algo de luz sobre las razones que podrían llevar a los dos jóvenes a cometer el terrible acto que perpetuaron. La crudeza del suceso hace que el director haya optado por una cámara lejana y un plano fijo para mostrar la acción, pero incluso así sigue resultando poderosamente impactante y repulsivo. La naturaleza de la maldad y su presencia en la más temprana edad genera un intenso debate. Existe la predisposición a asumir que los niños y gente más joven (en este caso preadolescentes) no son capaces de cometer determinados actos, pero la historia demuestra que sí, y el film se atreve a mostrar uno de ellos. ¿Morbo o denuncia social?

JaOlgaHepnarova

“Yo, Olga Hepnarová” (2016)

de Petr Kazda y Tomás Weinreb

Olga Hepnarová es una joven con problemas mentales que ha sufrido abusos. No se siente amada por su familia, no recibe la atención médica necesaria y pasa sin pena ni gloria por trabajos precarios. Un día, Olga estalla.

“Yo, Olga Hepnarová” es una película de la República Checa dirigida y escrita por Petr Kazda y Tomás Weinreb, quienes realizan su ópera prima y único film hasta la fecha. A través del blanco y negro, la cámara fija, un montaje austero y la escasez de diálogos, huye del sensacionalismo y narra de forma fría y severa el contexto de la protagonista y los sucesos previos a los asesinatos. No hay idealización ni tampoco desprecio. No es una mártir ni una villana. Olga Hepnarová fue una joven solitaria con problemas mentales, llena de pensamientos negativos y nacida en un entorno familiar en el que no encajaba y no se sentía querida. Fuera de su entorno más cercano conseguía trabajos temporales y precarios, tenía relaciones sexuales esporádicas con otras mujeres y un seguimiento médico incompetente incapaz de ver la bomba de relojería que tenia delante. Michalina Olszanska consigue una actuación que transmite frustración y soledad, generando empatía y lástima pese a saber que tarde o temprano cometerá un acto atroz. Tras su visionado, el film provoca reflexión sobre lo sucedido y ahonda en las responsabilidades y culpas. Era culpable de asesinato, pero también existieron demasiados elementos a su alrededor que no funcionaron y que podrían haber encendido algún tipo de alarma. Una Jeffrey Dahmer en potencia que también acabó en gran tragedia. En las cartas que escribía, dejó un testimonio fulminante. La asesina en masa de 22 años, última ajusticiada por ahorcamiento en Checoslovaquia el año 1973 sentenció antes de cometer el asesinato: “Yo, Olga Hepnarová, víctima de vuestra bestialidad, os condeno a pena de muerte”.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s